Páginas

Fantasmas Del Ático

domingo, 13 de enero de 2013

Eres...

No era de día, pero tampoco era de noche. Era esos pocos minutos de desorientación al final de la tarde cuando no tienes demasiada idea de qué hora puede ser. La cama era tal vez demasiado pequeña, estrecha, diminuta, minúscula… para que estuviésemos los dos tumbados en ella. En ese momento no me di cuenta. Puede que fuesen sus ojos. Puede que fuese su sonrisa. O tal vez su boca. Tal vez…
-          Eres Osa
Le miro desconcertada.
-          Que eres preciosa. – sonrío como una niña y creo que me pongo roja – Y también eres Ta.
-          ¿Tonta?
-          Nooo… Coqueta. Y… Llosa
-          ¿Quisquillosa?
-          Jajajaja. Maravillosa. Y también eres Able.
-          ¿Infumable?
-          No, adorable. E Ible.
-          ¿Ible?
-          Comestible… y por cierto… Ies.
-          Vale, no se me ocurre nada para eso.
-          Que te comería desde la cabeza hasta los pies.
 
Y me beso. Y yo no sabía muy bien dónde estaba, si se había hecho de noche, o si nos habíamos caído de la cama.
 

5 comentarios:

  1. Me gusta la complicidad que transmite este texto. Como si realmente fuese tan facil hacer reir y feliz a una persona de esa manera. Ojala fuera realmente tan facil como parece. Igualmente me ha encantado.

    ¿Sabes? Creo que antes de que termine el dia y empiece la noche , ese espacio de tiempo, es magico.


    Me encanta de verdad. Un besito :))

    ResponderEliminar
  2. Muy ingeniosa el post, y aunque no me suelan gustar las historias de amor, esta es breve, significativa y es inevitables poner una pequeña sonrisa al hurgar en tu subconsciente mas traidor.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  3. Me gusta la firma. Me ha hecho mucha gracia la última frase. Me gusta el diseño rosa - que bien se te da - . Me gustas tú: cómo eres, lo que escribes. Me gusta leerte.
    Ah, y me gustan las camas pequeñas. Las camas son para compartir con la persona adecuada. Y con la persona adecuada, nunca falta espacio.

    ResponderEliminar
  4. Precioso. Me ha encantado la originalidad de la conversación.

    ResponderEliminar
  5. Me encanta leerte, la conversación me ha hecho reírme muchísimo. Creo que todas necesitamos, en algún momento determinado, a una persona así con nosotras.
    Estoy de acuerdo con Cé, creo que, con la persona adecuada, no falta espacio en una cama. Aún así, no descarto la posibilidad de una posible caída.
    Un besazo!

    ResponderEliminar

Chat gratis