Páginas

Fantasmas Del Ático

sábado, 12 de febrero de 2011

Rosa Negra

Salgo de la ducha. Gotitas de agua mojan el suelo de forma intermitente pero contínua. Cojo el secador para ponerle fin y tardo 15 minutos en volver a apagarlo. Es el tiempo suficiente para dejar que mi mente vague demasiado buscando entre los recuerdos. Aún llevando siglos viviendo, o más bien existiendo entre los humanos, y haber entendido sus despreciables sentimientos, me sorprendía a mí misma volviendo a caer en algo tan banal como eso. Suspiro y dejo vagar la mirada por el reflejo del espejo para encontrarme con la misma imagen de siempre. Ninguna. Cuando llego a mi cuarto, saco del armario un vestido de seda negra y lo deslizo con suavidad por mi cuerpo hasta que queda en el sitio correcto. Cuando me giro la veo y todos esos recuerdos que había conseguido retener a duras penas, salen a la superficie dándome la fuerza suficiente como para hacerme con la rosa y en un movimiento estúpido percibir el  aroma que desprendía. SU aroma. Entonces recuerdo con claridad.
“Estábamos en el estudio mientras él terminaba de arreglarse para salir a cenar. Cuando le vi sacar ese frasco de colonia, le pedí si podía dejármelo un momento. Después de preguntarme por qué, y de haberle confesado lo que pretendía hacer, se dio media vuelta rumbo a mi cuarto. Aunque le pregunté qué es lo que pensaba hacer, no me contestó. Volvió con una sonrisa de triunfo dibujada en la cara y me dijo que desde ese momento siempre podría recordarle por su olor”.
Si, todavía recuerdo esa sonrisa, y en cierto modo me arrepiento de haber hecho esa petición que ahora, me parecía una chiquillada. Sin que mi mente traicionera me diera un descanso, caí entre las imágenes de otro recuerdo.
El mensajero había traído algo esa mañana. Una caja grade y verde ocupaba el centro de la mesa. Nada más acercarme a ella supe sin necesidad de abrirla que era suya. En su interior estaba ella. Una rosa de mentira pero eterna. Junto a ella y una carta, una cruz con una nota.
Mi alma reside en el interior de este amuleto, y con esto te entrego mi amor eterno.
Me sentí la mujer más dichosa del mundo aunque sabía que era una gran carga que tendría que soportar a lo largo de los años”.
Qué ingenua fui entonces. Ahora era cuando de verdad era totalmente consciente de lo que significaban aquellas palabras. Aquellas palabras que en cierta forma me sonaban a mentira. Cargaba y cargaría con ese peso toda mi vida. Aunque tenía que reconocer que era de lo más llevadero, bonito y… emotivo, para qué negarlo, que me había pasado. Que un humano dejase en sus manos algo que era tan importante para ellos.  Hundo mi nariz en la rosa y aspiro para que solo sea él el que inunde mis sentidos. Siento cómo mis colmillos se alargan progresivamente según sigo recordando sin poder evitarlo.
“Era nuestro momento. Todo mi cuerpo estaba atento a sus movimientos. Cerré los ojos y me deje llevar por la sensación de sentirse amada. De dejar que me quisieran y de concederme el honor de creerme que todo era verdad. Sus manos recorrían mi cuerpo explorándolo ansiosas. Sus labios atrapaban los míos con avidez para luego dejar un camino de besos a lo largo de mi cuello. Su lengua experta me conseguía llevar hasta la locura…”
Me duelen las encías. Los colmillos han empezado a tomar su tamaño original. No puedo permitirme echar de menos algo que simplemente no puedo tener. Al menos tengo un consuelo. Aunque un consuelo egoísta. Tiro la rosa sobre la mesa, me acerco a una caja y saco de ella el amuleto. Esa cruz… Él le había entregado su amor eterno junto con aquella cruz fría que absorbía el poco calor que le proporcionaba mi mano. Por lo tanto era algo que le pertenecía. Algo que era suyo, y que ninguna otra mujer iba a poder obtener.
Con esa determinación, abandono la habitación para ver si como algo del cuello de algún humano y consigo despejarme la mente.


Princess_of_Hell

2 comentarios:

  1. Me encantan tus relatos, estoy completamente enganchada a ellos. Los calificaría como apasionantes y profundos, los compararía con esto www.bluewaffle.net :)

    un beso

    ResponderEliminar
  2. Respondido, me parece bonita. ya que me has hecho recordar bonitos y agradables momentos a tu lado...

    Navideathh

    ResponderEliminar

Chat gratis